Horacio Rent - Car

Horacio Rent - Car

miércoles, mayo 07, 2014

HISTORIA: Las Galletas de Manteca "Símbolo de la Mocanidad" @ConCertezaWeb

Escrito por el Licenciado Orlando Lopez. 
 Historia de las Galletas de Manteca

El 14 de diciembre de 1897, nació en la Vega, José Belarminio Ruiz Trinidad, (Marcelino) quien Venia a Moca desde el año 1924 y se mudó definitivamente en 1929, era panadero, oficio que aprendió en su ciudad natal en una panadería cuyos propietarios eran descendientes Italianos.

Procreó once hijos, todos nacidos en Moca: Margarita Antonia, María del Pilar, Rosaura, José, (Miche), el Dr. Octavio Marcelino (Tavito), Juan Asencion, (Juanito), Nurisnalda, Rafael Fernando (Fey), Olga Ramona y Pura Concepción.

El 25 de agosto de 1955, a los 58 años, de edad y los 26 años de haber vivido en este municipio falleció, Marcelino Ruiz, quien le diera a moca tanta fama con sus Galletas de Manteca.

El primer carro Cadillac, que se paseo por las calles de moca, lo trajo, Marcelino, era un hombre sociable, compartía con sus trabajadores, jugaba dominó con ellos y sus amigos, le gustaba tocar guitarra en compañía de Ramón Oscar Wagner, gran músico y maestro de panadería en Las Mercedes, fue aficionado de los gallos , llegando a tener una traba de buena calidad, perteneció a la Logia Perseverancia #13 de Moca, llegando al grado 33 y fue al congreso Masónico de la Habana Cuba , en el año 1955.

Trabajó en la panadería las 3 x, que estaba frente a lo que fue la chorrera del río moca, detrás de la Curacao, entre los pilotillos del tren, cuyo dueño era Juan Crisóstomo Estrella, educador mocano y administrada por su esposa Mercedes Rodríguez de Estrella; a los diez y seis años de Ruiz, haber trabajado en la panadería, la familia Estrella, por motivo de salud y por la edad avanzada de doña Mercedes, decidieron ofertarle la venta a Marcelino, pero el, no tenia el dinero requerido para la compra , por lo que optó en proponerle alquilarla por seis pesos semanales, los dueños aceptaron la propuesta , el progreso acompañó a Marcelino, la producción junto a la calidad sostenida iba en aumento, producto de una demanda que cada día crecía.

Hubo una segunda propuesta de venta, el 17 de septiembre de 1944 de la panadería 3 x, y Marcelino, aceptó el reto y realizó la transacción; instalándose meses después en la avenida Dos de Mayo #45, en Juan Lopito, terreno que le compró a su compadre y amigo Doroteo Rodríguez, inauguró su nuevo local, el 14 de diciembre de 1945 y le puso el nombre de Panadería Las Mercedes en honor a la virgen y a la otrora dueña, doña Mercedes de Estrella.

Un acontecimiento bélico, la segunda guerra mundial, lo favoreció, porque los precios de la harina y sus derivados se dispararon, pero Ruiz, tenía almacenada mucha materia prima (Harina), porque su compadre, Doroteo, le prestó dinero suficiente para comprarla mese antes de su alza, esto, le genero mucha plusvalía o ganancia económica, junto a la fama de las Galletas de Manteca, que el creó, las gentes hacían filas para comprarlas; porque como dice el pueblo: ‘’ El que se come una se come dos y el que se lleva del gusto se las come todas’’; otro acontecimiento de índole natural puso en prueba el amor al trabajo de Marcelino, la fe, perseverancia y disciplina, el terremoto de 1946, ocurrió estando él, en sus labores habituales de administrador, los tres hornos se derribaron, la caja fuerte se cayó y estuvo al aplastar a Marcelino, pero se recuperó y continuó trabajando con mas ahínco y empeño, viendo florecer su empresa que con tanto amor y trabajo fundó.


El proceso productivo de las Galletas de Manteca, estaba dirigido por una escuadra al mando de Octavio Enríquez Méndez Rivas (Tundan), Jesús Morillo (El Paracaidista), José Ruiz, (Miche), hijo de Marcelino, Fausto Arias, Gerardo García, Porfirio (La Letra), quien era de Santiago y venia a Moca a trabajar, Marcos Rivas y Román Cabreja. Estos Hombres mientras el pueblo de moca y el país dormían, estaban despiertos, trabajando para que a temprana hora de la mañana, ya la población tuviera sus galletas de Manteca y el pan para su alimentación, Ellos, son parte de la Historia.
Al morir Marcelino, en 1955, su viuda Doña Fabia, asistida a veces por su hijo Juanito, continuó al frente de la Panadería Las Mercedes, hasta 1979 y a 34 años de su fundación cerró sus operaciones, pero en 1988, se reinauguró la panadería Las Mercedes, pero esta vez bajo la dirección de su hijo Juanito, en la calle Dolores Alfonseca esquina Rosario, hasta el 2001.
Para honra y gloria a don Marcelino, hoy todas las panaderías mocanas permanecen elaborando Las Galletas Manteca, ‘’Símbolos de la Mocanidad’’, como una tradición que identifica a nuestro municipio; cientos de miles de galletas se elaboran cada año desde Moca para el país y los mocanos que viven en el extranjero que reclaman a sus familiares y amigos que les lleven Las Galletas De Manteca.

La Panadería Rosaura, mantiene la tradición de hacer Las Galletas de Manteca en horno de leña, inaugurada por su hija en 1967, en Juan Lopito en la salida hacia Santiago y tiene una sucursal en la Avenida del Agricultor, Panadería Colón de Bolívar Liriano y administrada después por el Dr. Rubén Lulo, quien luego la vendió al profesor Arsacio y hoy está bajo el mando de su hijo, ellos, juntos a: La panificadora Moca, del Lic. Pablo Grullon, en el barrio Las Flores, Panadería Alfredito, en la parte baja de la ciudad, Panificadora del Sur-mercado Cooperativo, calle Imbert esquina Presidente Vázquez, Panificadora La Casona, calle Córdova esquina Antonio de la Maza, Panadería Daniel, Carretera Duarte Km. 1, Panificadora Lo Máximo, frente al Poli-deportivo, Panadería San Rafael, en Juan Lopito, al lado del puente, Panificadora Francisco Vázquez, en Juan Lopito entre los Pilotillo del tren, Panificadora Méndez, en la José María Rodríguez, Panadería San Ramón en la Independencia casi esquina Hostos en la parte alta de la ciudad. Les dieron continuidad a la ya, famosas Galletas de Manteca.

La tradición y la calidad de Las Galletas de Manteca, se mantienen mas allá del tiempo, Son Clásicas, van a gustar en todos los tiempos y a todos los públicos, porque hasta Dios, cuando va a recibir a los que van al Plus-ultra, les brinda vino Celestial con Galletas de Manteca Terrenal y como dijo Cicerón, tribuno Romano: ‘’La vida de los muertos está en la memoria de los vivos”, por eso, José Belarminio Ruiz, (Marcelino), estará en el recuerdo perenne de los mocanos por habernos legado como ‘’Símbolo de la Mocanidad’’ , las Galletas de Manteca.
Texto. Lic. Orlando López

No hay comentarios:

Publicar un comentario